viernes, 28 de noviembre de 2008

Un poco de orgullo.

Hay momentos en la vida en que uno se encuentra con gente maravillosa. Y en ocasiones, las puedes encontrar al otro lado de la mesa del profesor, en los bancos de los estudiantes. Yo tuve la suerte de conocer a mi ex-alumno, y ahora espero amigo, Mohammed, un chico que es todo un modelo de superación, constancia y trabajo, superando toda clase de adversidades que le haya podido tender la vida mostrando una gran fuerza de voluntad.

Para mí, ha sido un placer y un honor haberle dado clase. Era muy habitual aprender a su lado. Y ver cómo él, al igual que la mayoría de su generación, se acuerdan de uno y encima de buena manera, es un motivo de gran orgullo.

De nuevo,sidi Mohammed, me honran tus palabras "y le estamos eternemante agradecidos por el gran tesoro que nos ha dado: los valores"

Muchas gracias.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Espero que comprenda que el placer es mío. Recuerda que usted me dio algo más de lo que tenía. Recuerde que gracias a usted puedo presumir de haber tenido a un gran profesor y de tener a un gran amigo. Recuerde que estoy en deuda con usted por un tesoro que me dio y que difícilmente perderé. Recuerde que gracias a usted puedo volver a presumir de tener al profesor más joven de Andalucía (que es lo que suelo hacer con mis nuevos compañeros) y a uno de los mejores profesores. Recuerde que no fue mi profesor de historia solamente, sino que me dio otra más importante que se “ VIDA” y que gracias a ella soy mas de lo que era. ¿No son muchas cosas para recordar? ¿ no son cosas para sentirse en deuda?.

Me gustaría que vaya donde vaya viva lo que viva y esté con quién sea recuerda quien en algún lugar y en algún tiempo conoció a alguien que siempre lo tomará como gran ejemplo a seguir y siempre estará orgulloso de haber entrado a formar parte de su clase.

Simplemente recuerde que es Antonio Miguel Martín Ponce: el mejor profesor de historia, geografía, arte y “VIDA”. ¿Le parece poco?.

Mohamed Salem Abi Mohamed dijo...

Espero que comprenda que el placer es mío. Recuerda que usted me dio algo más de lo que tenía. Recuerde que gracias a usted puedo presumir de haber tenido a un gran profesor y de tener a un gran amigo. Recuerde que estoy en deuda con usted por un tesoro que me dio y que difícilmente perderé. Recuerde que gracias a usted puedo volver a presumir de tener al profesor más joven de Andalucía (que es lo que suelo hacer con mis nuevos compañeros) y a uno de los mejores profesores. Recuerde que no fue mi profesor de historia solamente, sino que me dio otra más importante que se “ VIDA” y que gracias a ella soy mas de lo que era. ¿No son muchas cosas para recordar? ¿ no son cosas para sentirse en deuda?.

Me gustaría que vaya donde vaya viva lo que viva y esté con quién sea recuerda quien en algún lugar y en algún tiempo conoció a alguien que siempre lo tomará como gran ejemplo a seguir y siempre estará orgulloso de haber entrado a formar parte de su clase.

Simplemente recuerde que es Antonio Miguel Martín Ponce: el mejor profesor de historia, geografía, arte y “VIDA”. ¿Le parece poco?.

Blog Archive